sábado, 3 de mayo de 2014

Y por fin Londres



Y llegó el esperado día. Ya estamos en Londres. Starbucks, Jaime Oliver, Abercrombie, Carnaby Street....

























Para ser un sábado algun@s habrán madrugado mucho, al no estar acostumbrados, pero, y, una vez más, enhorabuena porque ESTE AÑO SÍ estábamos todos para coger el tren que salía con destino a Londres.



Una hora y media de tren que se dice pronto, menos mal que teníamos el trivial pursuit para entretenernos.


Y por fin llegamos a Londres, con un sol abrasador que hizo que alguno volviera con la cara roja como un tomate. Y como hacía tan buen tiempo nos dirigimos a Buckingham  a saludar a la reina. Pero como es muy impolite no quiso recibirnos, y eso que gritamos todos "ISABEL, ISABEL". Al final nos dieron un bocadillo de atún.

#Selfie en Buckingham





























Un caminito hasta Picadilly Circus, con visita a la guardia real incluida, que también eran un poco sosos,ya que ni saludaron.












Belén, metiéndose en otra foto


Y por fin, ante nosotros, la famosa plaza que da lugar a la Meca del consumismo europeo, Regent Street y Oxford Street. Una hora sólo, que ya sobra para gastar y gastar.







Tuvimos que entrar a asegurarnos de que  ningún alumno hubiese entrado 











































De ahí enfilamos camino  a Trafalgar Square, donde ya va siendo tradición subir a los leones y luego bajar, con video incluído de la aventura. Debemos reconocer que los chicos de este año están en mejor forma que los de años anteriores, o por lo menos, tienen menos miedo a las alturas. Aunque también hicieron trampa porque Abraham les ayudaba a bajar.



Los profesores ya estamos mayores para subir, por lo menos sin perder la dignidad

Comemos en Covent Gardens Market y, tras el descanso, de nuevo a  caminar, cruzar el río y¡oh, sorpresa! Una feria de productos españoles, jamón, patatas bravas, paella... hasta churros con chocolate. Y aquí nos entró la morriña. 






Chicas actuando "normalmente" por las calles de Londres



Reponiendo fuerzas
Pero acto seguido estábamos ante el London Eye, o como lo ha llamando Abraham, el Golden Eye, que estaba penando en Pierce Brosman. Aquí Itziar ya no se podía creer que estaba tan cerca de su ansiado Big "Ban", conocido como Big Ben  entre el resto de los mortales.




Nos encontramos un grupo de japoneses haciendo fotos a diestro y siniestro



Y llegamos al fin.

Belén posando a lo robado y Ana la más chunga de Londres
























Subimos por Parliament Street de vuelta a Trafalgar y volvimos a Victoria Station por St. James Park. Finalmente una hora libre por los alrededores de Victoria Station, que se resumió en otro Starbucks. Volvimos a la hora prevista para que nuestras familias nos recogieran. Ahora a hacer la maleta, conseguir cerrarla (¿verdad Alba?),y a dormir, que el viaje de vuelta va a ser muy duro, madrugón incluído.





















Entre la cara de "paso" de Bruno y la de recelosa de Ana os proponemos que encotréis las siete diferencias















Por el mismo precio os lo hemos cansado para que el domingo al recogerlos no estén muy activos